12 frases bonitas y de desconexión de sábado ¡Conócelas!

0

El sábado es el sexto día de la semana y para muchos, día festivo de fin de semana, en el sentido de que no tienen que trabajar. Descubre las 12 frases bonitas y de desconexión de sábado que nos apetecen tener en cuenta y leer las veces necesarias.

Así que disfruta del fin de semana, porque te lo mereces: del relax, de las amistades y de hacer todo lo que no puedes durante la semana. ¡Feliz sábado!

Las citas de sábado

Ámame como un sábado por la noche, como si te hubieras bebido tres copas de champaña, como si la habitación estuviera girando, como si estuvieras borracho de mi amor. CJ Carlyon

Sábado se escribe con S de sol, con S de sonreír, con S de salir a pasear, con S de sentarse a descansar. ¡Feliz sábado!

Algunos sábados son para pasar el día sin nada que hacer. Dejar vagar tu mente permite que la naturaleza te entretenga.

Imagina vivir una vida donde todos los días son tus sábados y domingos. Haz todos los días tú fin de semana. Haz todos los días un día de juego. James A. Murphy

Los fines de semana son un poco como los arcoíris; se ven bien desde la distancia pero desaparecen cuando te acercas a ellos. John Shirley

Los sábados también son días ideales para hacer todo aquellos que te has propuesto realizar anteriormente y no lo haz hecho aun.

La mejor sensación del día: despertar creyendo que se te hizo tarde y darte cuenta de que es sábado. Son un total de 12 frases bonitas y de desconexión de sábado

La mediana edad es cuando estás sentado en casa un sábado por la noche y suena el teléfono y esperas que no sea para ti. Ogden Nash

Feliz Sábado, la vida es muy corta, sal con un amigo, ten alguna cita, has cualquier cosa que se te pase por la mente hacer.

Tengo que estar sola muy a menudo. Estaría muy feliz si pasara desde el sábado por la noche hasta el lunes por la mañana sola en mi apartamento. Así es como reabastezco de combustible. Audrey Hepburn

¡Buenos días, sábado! Espero que disfrutéis del fin de semana que comienza hoy y que os depare las mejores historias.

Después de un concurrido sábado, no queda más que utilizar la poca energía que queda en tu cuerpo para respirar y tal vez parpadear, eso es todo.