Bill Gates se divorcia tras 27 años de matrimonio

0

Todo indica que Bill Gates, fundador de Microsoft tendrá que dividir su fortuna con Melinda Gates, ya que el amor entre la pareja  se terminó.

«Después de pensarlo bastante y de trabajar mucho en nuestra relación, hemos tomado la decisión de ponerle fin a nuestro matrimonio», se lee en el comunicado que emitieron en conjunto Bill, de 65 años, y Melinda, de 56, que se difundió a través de la cuenta de Twitter del magnate.

El fundador de Microsoft y su mujer se casaron el 1 de enero de 1994, en la isla hawaiana de Lanai. Juntos, tienen tres hijos: Jennifer Katharine, de 25 años, Rory John, de 21, y Phoebe Adele, de 18.

El comunicado de Gates, continuó de la siguiente manera:

«Durante los últimos 27 años, hemos criado a tres increíbles niños y construido una fundación que trabaja en todo el mundo para hacer posible que las personas lleven vidas saludables y productivas. Seguimos compartiendo la creencia en esa misión y continuaremos trabajando juntos en la fundación, pero ya no creemos que podamos crecer juntos como pareja en esta nueva fase de nuestras vidas. Pedimos espacio y privacidad para nuestra familia mientras comenzamos a navegar esta nueva vida».

La Bill & Melinda Gates Foundation, establecida en el año 2000, es la fundación privada más grande del mundo, y está valuada en más de $40,000 millones.

En abril de 2019, cuando Melinda y Bill Gates celebraron su aniversario número 25, ella dio una entrevista a ‘The Sunday Times’, y allí habló sobre los ingredientes secretos que habían logrado mantener fuerte a su matrimonio, tras más de dos décadas de amor. 

En aquel momento, la empresaria, autora de libros y filántropa, dijo que para haber estado tantos años juntos se había requerido mucha paciencia y el deseo de crecer juntos.

En enero de ese mismo 2019, Melinda había rescatado un tierno y divertido video del día de su boda para compartirlo en Instagram, y allí, recordó que cuando llegó la hora de partir el pastel, Bill pensó que eso significaba que tenía que cortar una rebanada para cada invitado, así que rápidamente hizo las matemáticas necesarias para saber de qué tamaño tenía que ser cada trozo a servir.

«Pensé que mi corazón estaba lleno esa noche, pero los últimos 25 años me han enseñado lo lleno que puede estar un corazón», escribió Melinda en su post, para felicitar a Bill por su aniversario.