Estadios del Mundial de Catar tendrán diseños espectaculares

0

Un Mundial espectacular en todo. Catar 2022 será lo más parecido a una gran alfombra roja como competencia deportiva, donde el glamour sobresaldrá en cada uno de los estadios, en algunos casos tan imponentes en su diseño como innovadores en los materiales utilizados.

Porque Catar no será un Mundial más. Sus organizadores se han retado en cada detalle contentivo de la mayor contienda universal fuera de los Juegos Olímpicos, y los recintos de juego mostrarán la grandeza de una nación cuya carta de presentación es la excelencia.

Un recorrido virtual por cada una de las instalaciones, resulta el mayor testimonio de que Catar 2022 dejará su impronta, comenzando por el Education City Stadium, un aforo para 45 mil 350 espectadores, cuya mayor estampa será transformar su entorno infernal –hasta 50 grados celcius- en un ambiente tan gélido como los 20 grados. 

El escenario fue iniciado en 2016 y debe su nombre a la ciudad educativo-cultural del país árabe. Sin dudas, será una de las grandes maravillas del Mundial.

También está el Ahmad Bin Ali Stadium, que albergará 44, 740 aficionados; mientras el Khalifa International Stadium tendrá capacidad para recibir a 40 mil parroquianos, producto de una remodelación que lo adaptará a los tiempos modernos.

En la ciudad Al Wakrah funcionará el Al Janoub Stadium, una instalación prevista para 40 mil fanáticos. En Doha, la capital catarí, se levanta desde el 2017 el aforo Al Thunama Stadium, de la misma capacidad que el primero.

Genialidad de la arquitectura

Otra de las obras que de seguro acapararán la atención de los asistentes al parque, será el Ras Abu Aboud Stadium, una gran escenario también capitalino, con infraestructura completamente reciclable. Su primer eslabón fue colocado en 2018.

Es una impensable obra de la arquitectura internacional del más alto estándar innovador, cuyas partes serán descompuestas luego del certamen. Se erige para albergar no menos de 40 mil almas. Se trata de composiciones por medio a contenedores de los puertos. ¡Un espectáculo de por sí!

“Después que termine toda la competencia será una pieza cultural para museos, donde lo mostraremos como legado del Mundial”, destaca el encargado de Negocios de Catar en el país, Yasir Al Abdulla.

La grandeza del Mundial en tierras árabes no dejará de sorprender con cada escenario, trasladada ahora a ciudad Al Khor. La Apertura tendrá lugar en una cita con otra maravilla: el Al Bayt Stadium, instalación que acogerá 60 mil espectadores.

Es una obra que simulará una casa de campaña, donde los elementos ergonómicos transportarán a cada parroquiano una experiencia única. Allí también funcionará un auto sistema de cambio climático, desde los 50 grados a que llega el termómetro catarí a los muy agradables 20 centígrados, con un convertidor propiamente para la justa ecuménica.

Llegamos al “palacio” del Mundial. Se trata del Lusail Iconic Stadium, donde 80 mil almas disfrutarán una maravilla interplanetaria. Quedará ubicado en el sur de Doha, la parte más moderna de la capital. “Esperamos su terminación para la semana próxima”, afirma Al Abdulla.

País para todos

Catar es una nación con población de 2 millones, 700 mil residentes, de los cuales apenas el 25 por ciento son nativos. Y en tal sentido, la mano de obra utilizada mayormente es de origen inmigrante.

De hecho, Al Abdulla resalta que los diseñadores también fueron internacionales. “Todo el personal ha sido muy variado, por nuestra gran presencia de inmigrantes. En nuestro país existen 192 diferentes nacionalidades”, indica con gran satisfacción el mayor representante catarí en República Dominicana.