Por temor al COVID-19 bajan las consultas en los hospitales y clínicas

0

Con el repunte de los casos de COVID-19, que mantienen un alto nivel de ocupación de las unidades de cuidados intensivos de la mayoría de los centros de salud del Gran Santo Domingo, ha disminuido la demanda de consultas de otras afecciones, tanto a nivel público como privado.

Rafael Mena, presidente de la Asociación Nacional de Clínicas Privadas (Andeclip), calificó como estrepitosa la caída de las consultas generadas desde que empezó el rebrote del coronavirus, que desde mediados de abril pasado ha mantenido una constante tendencia al alza en el reporte de los casos diarios. Para la fecha, el Ministerio de Salud Pública reporta 723 nuevos casos y once defunciones en las últimas 24 horas, cuando la positividad se situó 16.52 %.

“Es una repetición de lo que ocurrió a inicio de la pandemia la primera vez, se repite esa situación (el miedo a ir a consultas para no contagiarse). Ha habido una reducción considerable”, comentó Mena.

Indicó que tras la crisis generada en 2020 que prácticamente paralizó las consultas externas, este servicio logró recuperarse a más de un 80% de normalidad, pero que tras el rebrote del virus “cayó en picada de manera estrepitosa”.

“Ahora estamos (las clínicas privadas) con la soga al cuello” comentó Mena, que se queja de que, a la falta de ingresos por servicios, las clínicas privadas todavía no reciben los pagos pendientes de las Aseguradoras de Riesgos de Salud (ARS) correspondientes a los servicios prestados a pacientes de coronavirus.

Aunque no precisó un monto, señaló que la deuda con las clínicas es próxima a los RD$6,000 millones que las ARS reclaman al Gobierno.

En algunos centros de salud públicos también se mantienen limitadas las consultas, para evitar las aglomeraciones de personas en medio de la pandemia.

Tal es el caso del hospital Francisco Moscoso Puello, donde limitaron los turnos entre 10 y 15 pacientes por médico, durante sus tres tandas que van de 7:00 a 12:00 del mediodía; de 12:00 a 4:00 de la tarde y de 4:00 a 6:00 de la tarde. “La baja ha sido provocada… es la forma de seguir brindando los servicios con las medidas preventivas”, informó la Dirección de Comunicaciones del hospital.

Señaló que el centro de salud mantiene todas las consultas a disposición de los pacientes. “Las tres últimas especialidades en reincorporarse a la reapertura paulatina que teníamos fueron odontología, oftalmología y otorrinolaringología. Estas tres tardaron más debido a que tenían que adaptar un protocolo más estricto debido a que son las ramas que representan más riesgo de contagio de COVID-19”.