Pueblos de montaña para descansar en otoño

0

Si este otoño te apetece estar tranquilo y desconectar de la rutina, estos son los mejores pueblos de montaña para hacerlo.

Candelario – Salamanca

Candelario es uno de los pueblos más bonitos de la provincia de Salamanca y el otoño es la mejor época para disfrutar de él. Declarado Conjunto Histórico Artístico, una de las principales visitas en la localidad es el Ayuntamiento, un edificiel siglo XIX. También es interesante conocer la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción.

Buitrago de Lozoya – Madrid

A poco kilómetros de Madrid se encuentra Buitrago de Lozoya, así que es un sitio estupendo para pasar el día. En la planta baja del Ayuntamiento se encuentra el Museo Picasso, una visita obligada en el municipio. La Iglesia de Santa María del Castillo, del siglo XIV, es el principal templo religioso. En los alrededores de Buitrago de Lozoya hay una ruta circular que atraviesa el Palacio del Bosque muy interesante.

Trévelez – Granada

Uno de los mejores pueblos de montaña para disfrutar de la tranquilidad y respirar aire puro es Trévelez, en Granada. Situado a 1.476 metros de altura, pasear por sus calles es una verdadera experiencia para odos los sentidos. Algo muy interesante que ver son las fuentes que surten a los antiguos lavaderos. Trévelez está ubicado en el Parque Nacional de Sierra Nevada, así que ofrece parajes naturales muy bellos.

Peñalba de Santiago – León

Si lo que buscas es disfrutar del silencio y de la más absoluta tranquilidad, te recomendamos conocer Peñalba de Santiago, un pequeño pueblo situado en la comarca de El Bierzo. Las únicas visitas son la Iglesia Santiago de Peñalba y la Cueva de San Genadio. Lo mejor de la localidad es su arquitectura popular. Además, es un punto de partida ideal para practicar senderismo.

Tahull – Lérida

Situado en el Pirineo, Tahull es un peublo muy coqueto a los pies de las montañas del valle de Bohí. Las iglesias románicas de Santa María y San Clemente son Patrimonio de la Humanidad. Para los amantes de la aventura, en el río Noguera Pallaresa se organizan multitud de actividades.

Torla – Huesca

Y, por último, Torla, en la provincia de Huesca. Situado en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, este pueblo está rodeado por picos de más de 2.000 metros de altitud. Las callejuelas repletas de casas de piedra y balconadas con flores le dan un encanto muy especial.