Salud Pública indaga denuncia venta de sangre en colmados

0

El Ministerio de Salud Pública (MSP) investiga hoy la denuncia de una supuesta red mafiosa que comercializa sangre en colmados en el perímetro de la Cruz Roja Dominicana.

Daniel Rivera, ministro del MSP, aseguró que iniciaron las pesquisas a raíz de una publicación que hiciera hoy el periódico Diario Libre.

El ministro puntualizó que de inmediato se comunicó con Pedro Sing, director del Hemocentro Nacional y con las propias autoridades de la Cruz Roja.

«Ya se está investigando y ustedes pueden tener la seguridad de que vamos a llegar hasta las últimas consecuencias y en caso de comprobarse habrá sanciones ejemplares», indicó; sin embargo, «nosotros entendemos que eso no puede ser posible, aunque no lo descartamos», observó.

Ante tal posibilidad exhortó a la población no comprar sangre en las calles debido a que pudiera estar dañada y no se podría usar en ningún paciente.

«Nosotros dudamos, porque en pacientes de coronavirus no es sangre sino plasma, aunque hay personas que producto de la desesperación pudieran dejarse envolver por delincuentes», precisó.
No obstante, «estamos dando los pasos necesarios para determinar cual es la realidad del asunto, a fin de evitar que estafen personas».

El ministro de Salud dijo: “A la población, en caso de ser cierto, que no la compren y quiero insistir en que estamos tomando las medidas necesarias para desarticular cualquier tipo de red mafiosa que comercialice sangre si fuera cierto».

Rivera consideró que quizás los supuestos integrantes de la red mafiosa se estarían aprovechando del momento porque a los pacientes con coronavirus no se les pone sangre, sino plasma.

«En tal caso se le colocan plasma de aquel paciente que reúna las condiciones para donarlo, o sea que es un proceso que conocen los médicos», aclaró.

Según una publicación de Diario Libre, una red mafiosa negocia sangre en colmados, mientras escasean donadores voluntarios en el país.

«Conseguir sangre de emergencia en República Dominicana conlleva pasar una crujía entre centros de salud, bancos de sangre y búsqueda de donadores que incrementa el riesgo de muerte para los pacientes que la requieren», precisa ese periódico.

Resaltó que la carencia del vital líquido en un país donde apenas el 1 % dona de forma voluntaria, genera un déficit que puede superar el 70 % de la demanda, y da pie a una red mafiosa que se articula para vender la sangre de forma particular.

Durante su investigación, Diario Libre comprobó cómo personas ajenas a las instituciones sanitarias comercializan con la sangre, sea vendiendo “donadores” o directamente el líquido, lo que viola los protocolos de salud que establecen el manejo adecuado para tratarla.

La mafia se vale de indicaciones y récords médicos falsos, y una cadena de contactos claves distribuidos en zonas cercanas a hospitales y bancos de sangre, también de centros clandestinos de extracción a cambio de dinero.

Uno de los puntos de venta se ubica en los alrededores de la Cruz Roja Dominicana, principal banco de sangre del país, que tiene su sede en el Distrito Nacional.

En los alrededores de la organización es notoria la desesperación de familias que buscan, y darían cualquier cosa por conseguir sangre para parientes en condiciones delicadas de salud o para sí mismos.

La gente se aglomera en la verja perimetral de la organización, a espera de algún donador conocido o por conocer.